Mauricio Rojas explica, brevemente, porqué una Asamblea Constituyente es la peor manera para crear una nueva Constitución y porqué lejos de garantizar los grandes acuerdos necesarios para construir “la casa de todos los chilenos” puede terminar profundizando la división del país.